EDIFICIOS EN FUGA · Viaje a África














Los edificios deberían poder viajar.

La estaticidad siempre me ha parecido un destino cruel.
No ver más allá de lo que otros nos han impuesto delante.
Sin escoger que ver o donde verlo.

Conversaciones siempre con los mismos y una actitud rigida y paralizante que no les permite el descanso, el relajo o el tranquilo albedrío.
Siempre mirada al frente, espalda recta y sobria conducta.
No es vida.
Asi no se aprende.











Asi un edificio no puede ser humilde.
Asi un edificio no puede entenderse.
Asi un edificio no puede observarse.
Asi un edificio no puede criticarse.

Decidí que esto tenía que acabar.
Que había que rebelarse.

Hablé con algunos edificios.
Tanteé las opciones de fuga y las condiciones del viaje.
Encogidos y escondidos en una pequeña mochila viajarían a Senegal.
Yo portearía la mochila.
Durante diez días.

Conseguí a algunos valientes y ultimamos preparativos para la fuga.
Saldriamos de noche y dejariamos en los vacíos un “cerrado por vacaciones” para que entendiera quien pudiera.
Volveríamos a los diez días.
Nadie absolutamente nadie podría permanecer más tiempo en Senegal.
Llega la navidad y no quiero imaginarme que sería del Paseo de Gracia sin los Gaudiano ni pensar en las posibles represalias.






El viaje fue largo y complicado.
Llegamos.

Edificios veteranos, con más de cien años de antigüedad, emocionados como niños.
Ví hasta lágrimas. Lo juro.

Los más acicalados, paseaban intentando pasar inadvertidos entendiendo -al ver a los de allá- porque, allá en su ciudad natal, eran el objeto de todas las cámaras fotográficas.
Otros, al ver la livianidad de algunos edificios africanos, se preguntaban quien fue el que decidió hacerlos tan petulantemente pesados
Y algún despistado como el Camp Nou paseaba sin entender porque había tanto jugador de fútbol callejero y tan pocos edificios como él.

También se tiraron al sol, bebieron cerveza y comieron pescado.
Diez días increíbles.

Luego volvimos.
Preparense ciudadanos de las ciudades. Huele a revolución.


*
(no es un bulo. viajaron de verdad)
(aqui os dejo algunas fotos que lo atestiguan)
( la sagrada familia es una cobarde. que excusas, pardiez)

Clara Nubiola


No hay comentarios:

Publicar un comentario