FEMALE, OPEN SPACE INVADERS · MARISA GONZALEZ

* Encuentro el post en veredes y de allí caigo en floresenelático (autora del post) dos páginas que hay que visitar de vez en cuando....

Y digo yo que hoy, que no es mi mejor día... necesito algo así...
¿Porque? Pues no se.
Pero me ha sentado bien.
Gracias Remedios*















Esto escribe floresenelatico y yo que me uno*
( Gracias... mi cabeza hoy también busca salud mental...)

"Llevamos unos mesecito de pesadilla, teniendo que aguantar, que la vida y actos personales de artistas con egos por la estratosfera, nos asalten en las páginas de todos los diarios…
Si hasta hace pocos días los desvaríos mediáticos de un artista urbano, metido a director de cine, me dejaron exhausta, ahora me enfrento a otro “gran acto” que esta dando mucho que hablar, esta vez es de corte reivindicativo, “artista que rechaza un sustancioso premio”. No niego que está bien lo que ha hecho, no esperaba menos, pero me hubiera parecido más creible si lo hubiera llevado a cabo de manera más discreta, no sé, una carta personal a la ministra, una llamada de teléfono, algo así… no proclamando su hazaña a los 4 vientos… en fin…


Total, que enfadada con este orden de cosas, me ha parecido bueno, para mi salud mental, bajarme un poco al mundo real, para hacerme eco de un documental, dirigido por la artista Marisa González llamado Ellas, Filipinas, en el que se nos muestra, una vez más, cómo las más interesantes ocupaciones del espacio público, no vienen de la mano de artistas comprometidos, sino por la necesidad de reunión de usuarios anónimos, algo que parece olvidado en Madrid, dónde varias personas juntas en una plaza, sobre todo si tienen aspecto de inmigrantes, se convierten en sospechosas y hay que tratar de dispersarlas, lo digo con conocimiento de causa, no se si recordáis que trataron de dispersas con todo el peso de la autoridad, a unos pocos que á desayunando pacíficamente en La Plaza de la Luna.

El documental y toda la documentación del proceso, da testimonio de cómo, todos los domingos, el Distrito Financiero de Hong Kong, vacío de uso comercial, se ve invadido por unas 120.000 mujeres inmigrantes filipinas, que desempeñan labores domésticas en la ciudad, y buscan allí, un lugar de reunión, un sitio donde simplemente estar sentadas y poder relacionarse con sus compatriotas, reir, comer, orar, jugar, bailar, soñar y compartir recuerdos de un país que dejaron hace muchísimos años y al que sólo tienen derecho a volver 15 días, cada dos años.









Para hacer más confortable su domingo a la intemperie, ellas crean sus propias casitas de cartón a base de unir cajas recicladas de la basura, aunque más bien se deberían llamar plazas, porque están abiertas por arriba, mucho me recuerdan a otras construcciones vistas en revistas de arte. Este modesto material, les proporciona un lugar íntimo, resguardado y hogareño, dentro de un macroespacio arquitectónico frío y pensado para el comercio y el transito de ejecutivos, que no pasan en él mas que los pocos minutos que tardan en cruzarlo.

Uno de los espacio emblemáticos que ha sido ocupado por estas mujeres, es el HSBC Bank, diseñado por Normar Foster, que seguramente no contara con el interesante uso alternativo que se ha acabado dado a los bajos de su edificio.

Un urbanismo de género que convierte a la mujer trabajadora en colonizadora de unos espacios público, que una vez descodificados, se llenan de contenidos sociales, seguramente insospechados para los planificadores.

+INFO : http://www.marisagonzalez.com/home.htm
http://floresenelatico.es/mujeres-usando-el-espacio-publico/3204


No hay comentarios:

Publicar un comentario